Tres de las áreas naturales y los parques nacionales de Alaska más memorables

Visite hermosos parques nacionales en su próximo crucero por Alaska.

No hay mejor forma de disfrutar de la naturaleza de Alaska que explorar sus impactantes parques nacionales. En Alaska se encuentran algunos de los paisajes más bellos del mundo, con una impresionante variedad de flora y fauna que crece junto a los impactantes glaciares y las cadenas montañosas. En su próximo crucero por Alaska, asegúrese de que estos tres parques se encuentren en los primeros lugares de la lista.

  1. Parque Nacional y Reserva Denali

    Cuando explore Alaska durante unas vacaciones en tour de crucero, no olvide visitar el Parque Nacional Denali. Dedique tiempo a tomar fotos del Parque Nacional y Reserva Denali, donde se encuentra la montaña más alta de Norteamérica, con sus impresionantes 6190 metros. El parque también cuenta con glaciares y más de 2,4 millones de kilómetros de ecosistema subártico para explorar y tener la oportunidad de observar la vida silvestre. Verá osos negros, alces, carneros de Dall, lobos y muchos otros animales que habitan Alaska.

    Y además de toda la belleza de Denali, hay mucha historia por conocer en esta región, y quienes salen directamente a caminar se la perderán. Los tours organizados son una de las formas de aprender sobre Denali, pero quienes prefieren salir solos pueden dirigirse al Centro de Visitantes de Denali. Esta estructura funciona como museo, con varias exposiciones dedicadas a los animales y las plantas de la región, los intereses mineros y el pueblo athabascan que tiene aquí su hogar.

    Y para los viajeros menos aventureros, el alojamiento Denali Princess Wilderness Lodge está a solo minutos de la entrada a Denali. Es el lugar más cercano y cómodo donde alojarse cuando se visita el parque. Puede ser relajante simplemente pasar tiempo aquí y disfrutar del paisaje.

  2. Parque Nacional y Reserva de la Bahía de los Glaciares

    Como sugiere su nombre, el Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares es un paisaje dinámico que ostenta siete glaciares costeros. Este sitio de 13.000 kilómetros cuadrados designado Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO le ofrece la oportunidad de verlos de cerca. El Parque Nacional de la Bahía de los Glaciares suele conocerse como una de las “joyas de la corona” del Sistema de Parques Nacionales de EE. UU. Este parque nacional de Alaska es conocido por su historia como fuente de inspiración científica y cultural. Los visitantes pueden disfrutar de vistas de montañas con cumbres nevadas que se elevan más de 4500 metros de altura, lagos de agua dulce, fiordos profundos, aves marinas, una vegetación diversa, mamíferos de tierra e increíbles playas junto al mar.
     

  3. Parque Nacional de los Fiordos de Kenai

    Situada en la costa sureste de la península Kenai de Alaska, este particular parque de Alaska contiene cimas montañosas coronadas por glaciares, flora y fauna inmaculada y una costa rocosa única donde viven orcas, frailecillos, osos y cabras monteses. Cuando visite el Parque Nacional de los Fiordos Kenai, tómese el tiempo de disfrutar de los extraños paisajes que la naturaleza ha creado y que siguen evolucionando con el tiempo. Recorra Alaska en crucero y disfrute de encantadores terrenos donde acampar, naturaleza virgen, pesca, canotaje en el mar y el histórico campo de hielo Harding, donde puede ver más de 30 glaciares.

    Desde glaciares a vida silvestre y exploración de grandes espacios abiertos, hay algo para todos. Haga que su próximo crucero a Alaska sea el más inolvidable de todos conociendo y aprovechando todo lo que estos parques nacionales tienen que ofrecer.