Seis datos importantes sobre las carreras de trineos con perros y su historia

Las aventuras en trineos tirados por perros son una excursión popular en los cruceros por Alaska.

Imagine 12 perros felices, saltarines, preparados y criados para moverse en equipo, porque no cabe duda, estos perros fueron criados para tirar de un trineo. Los trineos tirados por perros tienen un importante papel en la historia de Alaska. Antes de embarcarse en su próximo crucero, aprenda sobre la historia de los trineos tirados por perros. Con estos datos sobre perros de trineo estará más que preparado para esta popular excursión en los cruceros por Alaska.

  1. Los perros de trineos responden a las órdenes por voz.

    Los lazos entre los perros y sus conductores son estrechos. Por cuestiones de seguridad y en pos de la unidad de todo el equipo, estos perros deben ser muy inteligentes, estar bien entrenados y responder perfectamente a las órdenes orales.

  2. La gente se ha asociado con perros para el transporte a lo largo de la historia.

    Los pueblos yup'ik y inupiaq, que vivían en el estrecho de Bering en Alaska, usaban equipos de perros para tirar de sus trineos ya en 1732. Los equipos de perros de trineo se usaban ampliamente para traslado personal y entrega de correo en toda Alaska, y siguieron siendo usados por el Ejército de los EE. UU. para misiones de búsqueda y rescate en zonas remotas de Alaska durante la Segunda Guerra Mundial. La historia de los trineos tirados por perros abarca mucho más que las carreras.

  3. El entrenamiento de los perros de trineo se realiza durante todo el año.

    Cuando los perros de trineo no participan en carreras, están entrenando. Durante la temporada de verano de los cruceros de Alaska, los perros se entrenan tirando de trineos con ruedas, lo que los ayuda a trabajar en equipo, todos al mismo tiempo.

  4. La Iditarod, la carrera de trineos tirados por perros más aclamada de Alaska, recuerda una carrera de postas que salvó vidas hasta Nome.

    En 1925, el poblado de Nome en Alaska estaba amenazado por una epidemia de difteria. Veinte equipos de perros con sus conductores llevaron en postas, desde Nenana hasta la ciudad helada de Nome en tan solo cinco días, un suministro del suero que salvaría las vidas de los habitantes. En la actualidad, la ruta que recorrieron de 1084 km a través de la ciudad de Iditarod se conoce como el Iditarod Trail. En 1973, la primera Carrera de perros de trineo Iditarod Trail se corrió durante 1600 km desde la ciudad de Knik hasta Nome siguiendo el recorrido del Iditarod Trail, en conmemoración de los valientes equipos de perros y sus conductores que salvaron las vidas de la gente de Nome. La carrera Iditarod ha crecido hasta convertirse en un acontecimiento deportivo reconocido internacionalmente, con competidores provenientes de todo el mundo.

  5. El clima y los animales salvajes son la mayor amenaza que enfrentan los conductores y los perros de trineos.

    Las temperaturas a mitad del invierno pueden descender hasta 38 °C bajo cero. La nieve es crucial, demasiada o muy poca pueden crear condiciones difíciles e incluso peligrosas, lo que afecta el resultado de la carrera. El viento, la lluvia, las ventiscas y las heladas, todos contribuyen a crear condiciones de riesgo para los perros y sus conductores. Los alces y los lobos también son un peligro presente en el camino.

  6. Los perros de trineo requieren mucha comida.

    De acuerdo con sus tamaños y niveles de actividad, los perros domésticos necesitan hasta 1700 calorías por día. Los perros de trineo, generalmente los malamute de Alaska, los husky siberianos o los perros esquimales, pueden fácilmente consumir hasta 10.000 calorías por día, el resultado de su resistencia y las cargas de trabajo.

Si bien los trineos de perros han sido reemplazados por aeroplanos y máquinas para nieve como transporte en gran parte de Alaska, las carreras como la Iditarod mantienen vivo el legado de estos increíbles equipos de perros y sus conductores.

Ahora que ya conoce todos estos datos fascinantes sobre los trineos de perros, seguramente desea ver personalmente a estos increíbles caninos. Para los pasajeros en los cruceros en Alaska, las aventuras en trineos de perros están disponibles en Juneau sobre el glaciar Mendenhall, así como en Skagway.